pigmentos

pigmentos

Los aditivos son sustancias que se añaden a los alimentos para asegurar su conservación, conservar o potenciar su aroma, dar color y mejorar su aspecto. Aunque esto puede ser positivo, muchas veces sólo vale para hacer comestibles productos de baja calidad. Los aditivos alimentarios siguen siendo el tema que más se desconoce dentro de la alimentación y que preocupa más a los consumidores. Aunque se asocian a los tiempos modernos, llevan siglos con nosotros. El consumidor que tiene ante si un producto alimentario debe de realizar un gran esfuerzo para conocer que se está metiendo en su organismo. Muchos de los aditivos son cancerígenos en altas dosis y se desconoce los graves efectos en el organismo de la acumulación  prolongada de pequeñas dosis, aunque últimos estudios han constatado que producen asma, alergias, hiperactividad, nauseas, vómitos, dolores de cabeza, erupciones cutáneas, visión borrosa, etc. A esto hay que sumar los residuos y productos de degradación de los pesticidas utilizados para la obtención de los aditivos. La utilización de los aditivos tiene un argumento muy claro: que el producto resulte atractivo al consumidor y que se conserve más tiempo para que sea más rentable, es decir parámetros puramente económicos. (más…)